25 de septiembre de 2011

EL BBVA COLABORA CON LOS PROYECTOS DE DIGNIDAD FERROL

El Banco Bilbao Vizcaya dentro de su Programa de Responsabilidad Social Corporativa colabora en los Proyectos de Dignidad Ferrol, en concreto, en el equipamiento de su nuevo Centro de Menores, Ciudad Jardín, así como en otros Proyectos de Inclusión Social.
Esta colaboración es promovida directamente por los empleados de esta Entidad, que son los que gestionan las propias campañas de captación de ayuda.

18 de septiembre de 2011

BENESTAR CONVOCA A MESA DE DIÁLOGO


A Secretaría Xeral de Familia e Benestar convocou a mesa de diálogo para o LUNS 26. Nesta Mesa, que preside a Secretaria Xeral, Dª Susana López Abella, atópanse representados todas as Entidades que xestionan Centros de Menores, tanto do sistema de protección como do de reforma, xunto cos representantes da Consellería de Traballo e Benestar. Nesta reunión abordarase as previsións e as iniciativas para o ano 2012.

3 de septiembre de 2011


Benestar se compromete ahora a mantener la partida para menores



Mato se compromete a no tocar los 14 millones para centros de acogida

DANIEL SALGADO - Santiago
EL PAÍS - 03-09-2011

De la reunión de ayer en la Consellería de Traballo e Benestar, los representantes de los centros de acogida de menores arrancaron el compromiso de que no habrá rebajas en su partida presupuestaria. Después de que en conversaciones previas miembros del departamento de Beatriz Mato llegasen a mencionar la posibilidad de recortes en la partida destinada a estas instituciones de hasta un 50%, la Xunta olvidó ayer esas cifras y aseguró a, entre otros, la Asociación Gallega de Centros de Menores que su intención es "mantener todo el presupuesto" en las cuentas de 2012. Hace dos años, el Gobierno gallego empleó casi 14 millones de euros en la materia, que en 2011 prácticamente no tocó -eso sí, no le subió el IPC.

Con los encargados de los centros de acogida para personas de menos de 18 años habló ayer la cúpula de la consellería. La titular, Beatriz Mato, y su número dos, la secretaria general de Benestar, Susana López Abella, les anunciaron además que convocarán la mesa de diálogo, en la que se sienta "el 100% del sector". Más de 70 centros que ofrecen 1.200 plazas para menores, 200 en centros públicos -los más grandes- y alrededor de 1.000 en instituciones concertadas y gestionadas por entidades como Cáritas, Aldeas Infantiles o Mensajeros por la Paz. Las concertadas funcionan a menudo en pisos tutelados o en chalés en las que conviven entre cuatro y diez menores. Los niños acogidos proceden de familias "en situación delicada", en las que la drogadicción o el ingreso en prisión de los progenitores impiden una vida y una educación adecuada.

Jesús Iglesias, de la Asociación Gallega de Centros de Menores -que representa a centros con alrededor de 400 plazas- señaló que entre los planes transmitidos ayer por la Consellería de Traballo e Benestar a los trabajadores del ramo se encuentra "la necesidad de reorientar y actualizar los programas de menores". Dentro de esa todavía por concretar remodelación, la prioridad absoluta, asegura Iglesias, será "la atención especializada y la acogida familiar". Pese a la declaración de intenciones de Benestar, lo cierto es que las ayudas para las familias acogedoras han resultado drásticamente recortadas desde la llegada del PP a la Xunta: si en 2009 era casi un millón de euros, al año siguiente cayó hasta 396.000 euros y para 2011 cuentan con 196.000. "El acogimiento familiar de los menores es vital para nosotros", indica Jesús Iglesias. Para los expertos, los centros conforman el último eslabón de la red de protección a los menores, por ello resulta fundamental que estén económicamente bien dotados.

El BNG ha venido denunciando en los últimos meses lo que, en su opinión, se trata del "desmantelamiento de la política de menores" llevada a cabo por la consellería que dirige Beatriz Mato.

1 de septiembre de 2011

NOTICIA DEL PAIS



Centros de menores temen que les recorten los fondos a la mitad

DANIEL SALGADO - Santiago - 01/09/2011
La Consellería de Traballo e Benestar ha destinado casi 14 millones de euros de sus presupuestos en 2011 a los centros de protección de menores. Prácticamente la misma cantidad que en 2010 pero sin aumentar el IPC. La Xunta negocia ahora las partidas para 2012 con las entidades encargadas de prestar estos servicios y, según explican desde una de las principales asociaciones del sector, el peor escenario con el que trabajan ambas partes supondría un recorte de "hasta el 45% ó 50%".


En Galicia, unos 1.500 menores se encuentran bajo tutela del Gobierno gallego. El sistema de protección, según los datos que maneja la Asociación Gallega de Centros de Menores, ofrece 1.200 plazas de acogimiento residencial, 200 públicas y un millar concertadas. Estas últimas las gestionan normalmente entes sin ánimo de lucro como Cáritas, Mensajeros por la Paz o Aldeas Infantiles, con la aportación económica de Benestar. La Asociación Gallega, a cuya dirección pertenece Jesús Iglesias, agrupa instituciones que reúnen 410 plazas. "Aunque podemos atender hasta unos 600 chavales al año", concreta Iglesias, "porque si un menor sufre una situación de desamparo a las tres de la mañana, hay que acogerlo en algún sitio hasta que se le busca un familiar que se ocupe de él o una familia de acogida".


El sistema de protección de menores -en la modalidad de tutela, guardia o atención de día- se hace cargo de chicos de familias "en situcación delicada". Los ejemplos que coloca sobre la mesa Jesús Iglesias se refieren a hogares donde la drogadicción, la prostitución o el ingreso en la cárcel de los progenitores convierten en inviable la educación de un menor. "Esto no tiene nada que ver con el sistema judicial ni con la reforma de menores; a veces la gente se confunde", puntualiza. Pero lo que preocupa a los encargados de las instituciones de acogida es que este último eslabón de la red de protección social a las personas de menos de 18 años sufra la tijera.Jesús Iglesias hace recuento de los recortes en políticas de Benestar y en ese contexto sitúa la problemática de los centros. "Las ayudas a las familias de acogida [que se conceden individualmente pero que gestiona la Cruz Roja] han descendido un 20% [de 396.000 euros en 2010 a 196.000 este año; en 2009, con el bipartito, casi alcanzaron el millón]", señala. También menciona que los programas de integración familiar, tramitados a través de la Fundación Meniños, menguaron un 50%. Son los escalones previos al ingreso de los menores en las instituciones, "siempre el último recurso". "Si esto es así, ¿qué queda del sistema de protección?", se pregunta, antes de afirmar: "Tal vez todo tenga que ver con que los niños no votan, y que las familias desestructuradas no protestan, no se organizan".


La Consellería de Benestar respondió a este periódico, vía correo electrónico, que el Gobierno "se encuentra elaborando los presupuestos de 2012 y la premisa es mantener los servicios sociales básicos; uno de ellos es la protección de menores". Sobre la previsión de que los ajustes en la materia podrían hacerse realidad en una reducción de hasta el 50%, el departamento de Beatriz Mato afirmó desconocer "de dónde procede ese dato, ya que aún no se han concretado cifras".


Sin embargo, la Asociación Gallega de Centros de Menores mantiene su tesis. "Este año, desde la Secretaría Xeral de Benestar, en la que hubo déficit, no se añadió el IPC a la partida de los centros", se explica Jesús Iglesias, "con los fondos que maneja Benestar, sin aumentar el IPC y si vuelve a haber déficit, el escenario es de hasta un 50% menos". A Iglesias le intranquiliza no haber recibido ninguna señal desde la Xunta que niegue esa posibilidad tanteada de manera extraoficial. Pero añade: "Eso sí, nuestra relación con la Consellería es fluida, y siempre que nos han dado una palabra, la han cumplido". De momento, esa palabra no existe. El viernes, los colectivos afectados se reúnen "de urgencia" con Beatriz Mato.


Para Carlos Aymerich, el portavoz parlamentario del BNG, la situación resulta meridiana: "La Xunta está desmantelando la política de menores". En rueda de prensa en sede parlamentaria, el diputado nacionalista, que en días pasados escuchó las reivindicaciones de la Asociación de Centros de Menores, trazó un oscuro panorama del estado de las políticas sociales y fue desmenuzando los programas publicitados por la Xunta uno a uno. "La terapia familiar se ha suprimido por la vía de no renovar los convenios, al igual que el programa socioeducativo en la calle o las ayudas a la integración en las familias", expuso. Los convenios, explicó, han pasado de anuales a semestrales y, en el caso del apoyo económico a la integración, vencieron el mes de junio y así permanecen.


Pero Benestar no admite las críticas del Bloque. En el mismo correo electrónico remitido a este periódico asegura que "es falso que haya recortes en el ámbito de menores" y anota dos nuevas iniciativas para demostrar que su política va en sentido inverso a lo denunciado por Carlos Aymerich, un Rexistro Unificado de Maltrato Infantil y una web de adopciones. Y, para finalizar, en la futura Lei de Apoio á Familia, dice la Consellería, "prima el acogimiento familiar frente al residencial". La drástica reducción de fondos en el apartado de acogida no la mencionan.